Cope Ribadesella Cope Ribadesella en directo



Un Premio Farín a las pequeñas cosas de la vida hechas en Ribadesella

Cultura Ribadesella Sociedad

El Premio Farín 2021 que los Amigos de Ribadesella entregaron este sábado a Miguel Valdés y Herminia Costales fue un reconocimiento a las pequeñas cosas de la vida. Al menos así lo entiende Hemi: “Es un gusto que te premien así, porque todos hacemos muchas cosas, todos trabajamos unos por otros y que te lo reconozcan es una alegría muy grande y una sorpresa que se sepa valorar las pequeñas cosas que haces, aunque de pequeñas cosas está hecho el mundo. Esto lo hacemos de corazón, nunca lo hicimos para que nos dieran las gracias”, afirmó.

La Asociación Cultural Amigos de Ribadesella quiso distinguir con este galardón a un matrimonio con una dilatada labor deportiva y musical en el concejo. Miguel Valdés lleva toda la vida entregado al deporte del balonmano, primero como jugador y de inmediato como entrenador. Este año iniciará su temporada 36 como guía e instructor de los centenares de niñas que han pasado por su escuela, por el Club Balonmano Ribadesella que también preside. “De hecho ahora mismo tenemos a niñas de entre diez y catorce años que son hijas de jugadoras que ya habían empezado con nosotros”, aseguró.  En estos años también hubo chicos, “destacando la famosa promoción de Jacobo Cuétara”, alusión al actual entrenador del Bidasoa Irún en la liga Asobal.

Miguel y Herminia siempre se apañaron para conciliar su papel como padres, con sus respectivas profesiones y sus pasiones deportivas y musicales. En sus años jóvenes, los dos coincidieron en el Coro Parroquial con Don José Castaño como párroco y allí iniciaron su noviazgo. Una formación por la que también pasaron algunos miembros de Los Búhos y que tuvo sus altos y sus bajos. Desde la llegada de Don Eugenio Campandegui a la parroquia riosellana este coro se ha convertido en una pieza clave en cada celebración dominical y festiva.

Por ese motivo, en la entrega de este premio no faltó una nota musical. Corrió a cargo del Grupo Amaka, tres jóvenes instrumentistas de conservatorio que dejaron boquiabiertos a todos los presentes: Cristina Luces, María Luces y Clara Muñoz. Un reconocimiento público al que también se sumaron exjugadoras del club local, entregándoles una camiseta firmada por muchas de ellas, así como el presidente de la Federación de Balonmano del Principado de Asturias, Manuel García de la Cámara, encargado de glosar sus trayectorias. La clausura del acto corrió a cargo del alcalde de Ribadesella, Ramón Canal, que aludió a la gran transformación que experimenta Miguel Valdés cuando abandona los campos balonmano donde “es algo endemoniado, poseído, total y absolutamente incontrolado”, aseguró con conocimiento de causa.

Sin embargo, en el acto de esta tarde, acompañado de toda su familia, Miguel se mostró tremendamente emocionado y agradecido: “Creo que no hay nada mas gratificante que un reconocimiento dentro de tu pueblo y además junto a la persona mas importante de mi vida, mi compañera de viajes, de entrenamientos y ensayos”, aseguró aludiendo a su mujer Hemi.

Los galardonados con toda su familia

Visto 1.099 veces

Noticias relacionadas




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.