Cope Ribadesella Cope Ribadesella en directo



Ribadesella debe ser amiga de los autocaravanistas y de todo el mundo pero dentro de un orden, dice el presidente de ARITUR

Ribadesella Sociedad

Ribadesella tiene que ser amiga de todo el mundo, pero dentro de un orden. Esta ha sido la reacción del presidente de ARITUR (Asociación Riosellana de Turismo Rural) a la propuesta del teniente alcalde para convertir a Ribadesella en municipio amigo de los autocaravanistas.

“Tenemos que ser amigos de todos, de los autocaravanistas, de la gente con animales, amigos de todo el mundo. Lo que queremos es atraer a la mayor gente posible de turistas para que estén a gusto y bien, pero sin masificaciones porque eso afectaría al destino y mucho”, afirmó Sabino Martínez. El presidente de ARITUR también cree que la masiva presencia de furgonetas, caravanas y autocaravanas en espacios y áreas naturales del concejo como la playa de Vega o los acantilados de Cuerres  “está fuera de lugar, debe tenerse en cuenta”.

Martínez también se refirió al hotel de Ribadesella que por su cuenta y riesgo decidía cancelarle la reserva a una familia de Lleida por tener ubicada su residencia en una zona aislada por un brote de coronavirus. Este hotel, del que se desconoce su nombre, decidía vetar a esa familia catalana en base a una supuesta normativa asturiana que prohibía la recepción de huéspedes procedentes de zonas afectadas por la Covid-19.

Como era de esperar, el Principado negó que exista una normativa turística en esa dirección confirmando que la admisión de clientes depende de cada establecimiento. “Es una cosa extraña que tendrán que resolver entre cliente y hotelero, aunque yo nunca lo haría, nunca vetaría a nadie, me parece absurdo, pero el derecho de admisión existe, hay operadores turísticos de reserva y gestión de plazas hoteleras online que te permiten filtrar la procedencia de tus potenciales clientes, lo que no sé es si es o no legal”, añadió. Lo que nunca se había visto hasta ahora es una segregación sanitaria como la denunciada por un cliente de Cataluña.

Según explicó Martínez, el verano de 2020 va transcurriendo “con mas gente de la prevista, aunque no a los niveles de otros años porque la pandemia ha afectado”. Los alojamientos íntegros (casas y apartamentos) están llenos hasta septiembre. Los hoteles rurales están ligeramente por debajo, “pero tenemos que darnos por satisfechos porque yo pensaba que iba a ser peor”.

Visto 248 veces

Noticias relacionadas




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.